Blog

¡QUÉ CALOR!

¡QUÉ CALOR! | Fotógrafo de Boda Barcelona

La boda de Esti y Pali del pasado mes de Julio fue una prueba de resistencia física. Bajo un sol inmisericorde, todos los allí presentes (novios, invitados, músicos, Erlantz y yo, todo el servicio del Azurmendi, etc) sudamos la gota gorda.

Pero así da gusto. Con unos novios tan simpáticos como Esti y Pali, todo sufrimiento se queda en mera anécdota, pues lo primero que me viene a la cabeza al pensar en aquél día es: ¡qué majos! Da gusto trabajar en un entorno tan amigable, cuando la confianza depositada en tu trabajo es total y las facilidades máximas. 

Estuve a punto de insolación, hecho en el que reparó mi compañero Erlantz durante las fotos de grupos, por lo que estuvo abanicándome un buen rato. Eskerrik asko! Se acercó entonces a nosotros la amatxu de Esti para preocuparse por nuestro bienestar y para agradecernos el esfuerzo.

Gracias a vosotros, de corazón.

Ricardo

PD: Me encanta la foto que presenta esta entrada de blog, recién terminada la ceremonia, en la que se vé a Pali besando a su madre mientras Esti resopla con cara de "¡qué calor!"